Get Adobe Flash player

“Se trata de generar una vida con calidad”

 

PRESTADORES. En su tercer año el Programa de Prevención y Asesoramiento en Adicciones enfoca su campaña en la promoción y el fortalecimiento de las conductas saludables. Incorpora además nuevas tecnologías: la realidad virtual.

 

 

El Programa de Prevención y Asesoramiento en Adicciones va por su tercer año de talleres para la asistencia, capacitación y prevención del consumo problemático de drogas. Para esta etapa el trabajo comunicacional se orienta hacia el fomento y la promoción de conductas saludables para los trabajadores y su entorno. Además, se suma un elemento innovador en los contenidos de los talleres: la realidad virtual.

“El plan general del Programa es la prevención y apunta a evitar que se produzcan conductas adictivas. Desde ese lugar, en la primera etapa se trabajó en el fortalecimiento de los compañeros para que tengan recursos a nivel de la comunicación, de la conciencia y de la sensibilización respecto a la problemática de las adicciones. Ahora avanzamos en una segunda etapa que tiene que ver con el desarrollo y la promoción de una cultura de vida saludable”, explicó el Lic. Rushdy Salman, Coordinador del Programa.

 

En el marco del trabajo sobre los efectos de las sustancias y lo que buscan las personas que consumen, se incorporó la realidad virtual con el objetivo de mostrar cómo se pueden alcanzar efectos similares, pero con conductas adaptativas y saludables. Actividades donde está presente la adrenalina y las diferentes sensaciones que se buscan al consumir, pero obteniéndose de otro modo. Sobre este aspecto, el Lic. Salman dijo: “Las sustancias en sí generan mucho interés desde la adrenalina, el placer y la satisfacción, pero si nos quedamos enganchados con eso pareciera que la vida en sí misma perdiera su sabor y necesitáramos de algo que nos produzca algo más cuando en realidad no podemos experimentar y disfrutar de la vida que tenemos”.

 

¿Cómo funciona la realidad virtual?

 

Sabrina Trovato: Es una actividad que se agrega a los talleres. Se trata de las gafas gigantes. Tiene que ver con una realidad virtual en la cual la persona sube a un ascensor y al salir, está en un precipicio. Se experimentan sensaciones desde el momento en que se toma dominio de los lentes. Al avanzar hay que tirarse del ascensor y al saltar al vacío hay una serie de secuencias que hacen que la persona sienta lo que es la caída. Desde que salís del ascensor está la sensación de adrenalina, de vértigo, de miedo, de riesgo. Esto va acompañado de otros elementos. Es todo generado por la experiencia.

 

¿Qué otras novedades hay para este año?

 

Rushdy Salman: Vamos a generar manuales para que queden disponibles como una información a la que se puede recurrir una vez atravesados los talleres. Para que los afiliados tengan acceso a un material concreto y puedan compartirlo con su familia, sus hijos y su entorno. Muchas veces, cuando las personas participan de los talleres, se quedan con algunas ideas pero después no le queda material para volver a refrescarlas, leer y apropiarse más del concepto o de las herramientas que ayuden a mejorar sus vidas. Ahora estaríamos entrando a una etapa donde la promoción de una vida saludable y la calidad de vida son parte del objetivo, pensando en una salud integral en la que no sólo se trata de no consumir, sino de poder disfrutar de esta vida.

 

¿Cuáles serían los ejes para tener una buena calidad de vida?

 

RS: Se trata de poder desarrollar una vida con calidad. El trabajo que hace la Obra Social incorpora muchos aspectos de promoción de la salud y el proyecto de prevención de adicciones se enmarca en la promoción de la salud, de una vida saludable y también disfrutable.

 

ST: En los talleres abordamos los factores de protección que puede desarrollar cada persona y que pueden promover un estilo de vida saludable. Tenemos factores de protección que son individuales y que se relacionan con los buenos hábitos, con la alimentación, el sueño, el ejercicio. Hay factores familiares que tienen que ver con estilos comunicacionales y relacionables. Otros factores tienen que ver con cuestiones sociales como incorporarse en ciertas tareas que pueden facilitar que se incrementen las actividades placenteras que lo desvinculen de las conductas no sanas.

 

RS: Buscamos que la diversión y el ocio sean de calidad.

 

ST: Si bien al final de los talleres se dan indicaciones sobre qué hacer cuando nos encontramos con una problemática o con una persona que tiene la problemática del consumo, no lo estamos orientando, sino que apuntamos a cómo fortalecer e incrementar todo lo sano que la persona tiene. En ese contexto es donde se incorpora la realidad virtual que se brinda como una herramienta. Si tenés ganas de divertirte y sentir adrenalina, hay otras alternativas.

 

¿Qué evaluación hacen sobre el desarrollo del Programa a lo largo de estos tres años?

 

RS: Hay una necesidad de seguir trabajando en estos aspectos y queremos mejorar para que llegue a más personas y nos permita cumplir con el objetivo a partir del cual se creó este Programa. Hay agradecimientos de que se trabaje sobre la temática y que esto se pueda hablar.

 

 

ST: Yo me quedo con la participación que tienen los trabajadores en los talleres. En un comienzo la asistencia era bastante irregular pero el año pasado se incrementó. Una vez que están la participación es activa. La causa convoca.

 








El Virus del Papiloma Humano (VPH o HPV) es una familia de virus que afecta a hombres y mujeres. Existen alrededor de 100 tipos de VPH, de los cuales 40 afectan a la zona genital y/o anal, y se dividen en dos grandes grupos:

-Los VPH “de bajo riesgo oncogénico”, que generalmente se asocian a las lesiones benignas, como las verrugas y las lesiones de bajo grado.

-Los VPH “de alto riesgo oncogénico” son alrededor de 15, y los más comunes son el 16 y el 18. También pueden producir verrugas, pero se asocian fundamentalmente a las lesiones precancerosas, que son las lesiones que pueden evolucionar lentamente a un cáncer.

El cáncer más frecuente causado por los VPH oncogénicos es el cáncer de cuello de útero en la mujer. Los demás tipos de cánceres relacionados con el VPH (pene, ano) son menos usuales. Los varones tienen la misma capacidad de contagio que una mujer. El virus se transmite por contacto sexual.