Get Adobe Flash player

Rehabilitación neurológica

El Instituto de Rehabilitación Integral Vida Plena se incorporó como un nuevo prestador de la Obra Social para la cobertura de tratamientos de rehabilitación neurológica con internación y de manera ambulatoria.

Fotos: Gentileza Instituto de Rehabilitación Integral Vida Plena

 

El convenio para tratamientos de rehabilitación en Vida Plena rige desde principios de 2016 e incluye la cobertura del 100 por ciento por parte de la Obra Social del Personal de Luz y Fuerza de Córdoba (OSPLYFC). Daniela Giotto, médica auditora de la Obra Social, explicó: “La rehabilitación neurológica es para todos los pacientes que han tenido alguna patología neurológica que le impide desde hablar a caminar.


Vida Plena se incorporó como prestador porque es un muy buen centro de rehabilitación. Hemos tenido pacientes internados con una recuperación muy buena. Está muy bien instalado y organizado”

 

Atención integral

 

“El Instituto trabaja con pacientes neurológicos aunque hay pacientes traumatológicos, amputados y con fracturas de caderas. Pero la gran mayoría de los pacientes están por secuelas de patologías neurológicas como un accidente cerebral, traumatismo de cráneo con algún tumor encefálico, daños medulares por traumatismo y pacientes con lesiones de los nervios periféricos”, dijo el médico especialista en rehabilitación, Enrique López, de Vida Plena.

 

Gran parte de los pacientes que asisten han sufrido un accidente cerebro vascular (ACV) y, en esos casos, los primeros seis meses son claves en la rehabilitación. Es importante realizar los estudios pertinentes para saber qué parte del cerebro se vio afectada y hacer una rehabilitación en función de ello. Por las características del sistema nervioso, las secuelas de las patologías neurológicas son lentas de rehabilitar.

 

En Vida Plena se brinda un tratamiento interdisciplinario que integra una parte médica, clínica y de rehabilitación, con profesionales especializados. Hay médicos interconsultores de otras especialidades como neurólogos y traumatólogos; terapeutas que ejecutan la rehabilitación y kinesiólogos especializados en neurokinesiología y kineseólogos que trabajan con patologías traumatológicas; fonoaudiólogos, psicólogos, neuropsicólogos y terapistas ocupacionales. También hay un staff de enfermería. De acuerdo al plan de rehabilitación que necesita un paciente se organiza la cantidad de sesiones. Todas las semanas se hacen ateneos y reuniones de equipos donde se plantean los problemas de los pacientes y se determinan objetivos.

 

El instituto tiene una capacidad para 40 pacientes, con habitaciones triples, dobles e individuales. Los familiares pueden alojarse si se trasladan desde muy lejos y requieren estar más cerca del paciente.